Blog

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

03/ 10/ 2016
Lecturas 728

Hola, soy Ximena y hoy les quiero mostrar un proyecto mío: se trata del diseño de un jardín en la precordillera, en el sector de Las Vizcachas. Con un diseño simple, se logró un paisajismo acogedor y variado para disfrutar en pleno de esta zona y atraer la avifauna del sector.

 

El diagnóstico

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago ANTES

Cuando visité este jardín en la precordillera por primera vez noté varias cosas:

  • El césped estaba deteriorado por no tener el riego adecuado.
  • El antejardín estaba maltratado por el constante pasar de autos sobre él.
  • Atrás, hay una palmera Phoenix canariensis pequeña, ésta la mantuve porque a los dueños les encanta y, ya que está en el perímetro, se puede integrar al proyecto. Como tiene hojas duras y puntiagudas, hay que podarlas para no entorpecer la circulación.
  • Es una familia con una hija pequeña, y para ellos es importante el espacio de césped para jugar y para uso libre.
  • Además tienen un tierno poodle enano de mascota, quien también aprovecha el jardín para correr.
  • La protección alrededor de la piscina no es muy bonita, pero como es temporal no me preocupé tanto a la hora de diseñar.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago ANTES

 

 

¿Qué elementos sirven para este diseño?

Junto con lo solicitado por dueños de casa, tomé nota de los elementos existentes para definir el diseño. La materialidad, vistas del paisaje, clima, orientación y especies vegetales.

Parte de un buen análisis es considerar y respetar lo que aporta el entorno.

 

Elementos del entorno

  • Clima: tipo precordillerano, más seco en verano y más frío en invierno que el resto de Santiago.
  • Orientación: zonas de mucho sol y zonas sombrías.
  • Vistas: Vista a cerros precordilleranos en el jardín de atrás y vista puntual desde la cocina al antejardín.
  • Estilo arquitectónico: casa y quincho estilo Chileno.
  • Materialidad: piedras y rocas de cantera.
  • Especies vegetales del entorno: Pennisetum y Pitosporos enanos.
  • Colores: tonos tierra, ocres y grises de piedras de la zona, follajes en tonos verdes más opacos.

 

El diseño y las plantas

Plano de paisajismo jardín precordillera

Luego de analizar todo lo recopilado diseñé un plano del general. Este jardín en la precordillera es bien funcional. La idea es aportra una ambientación perfecta para todo tipo de actividades en el jardín de atrás y una zona contemplativa en el antejardín, que además sirve de paso hacia el quincho.

La circulación entre quincho y la piscina es cómoda y amplia. También desde el living y dormitorio principal. La vegetación enmarca el fondo del jardín y borra el ángulo recto del muro para dar un aspecto más acogedor.

 

Antejardín y Calle

Plano de paisajismo antejardín y calle

El antejardín es más sombrío por el gran muro que lo separa de la calle lo que proporciona mayor humedad. Como es curvo, lo aproveché para acentuar la sensación de privacidad y, generar un ambiente fresco junto a la fuente de agua y las frondosas plantas de fondo.

En los costados del pasillo de entrada es otro ambiente, mucho más asoleado. Aquí aproveché de disimular la estructura del medidor de agua y conexiones del riego con el follaje de las plantas. Escogí lavandas, Pennisetum y Gazanias que son plantas que requieren menos agua y resisten el calor.

 

Jardín de atrás

Plano de paisajismo jardín trasero

Ya en la zona del quincho y piscina, propuse Ñipas (Escallonia illinita) y Nigricans (Pittosporum nigricans) como fondo. Y en primer plano, cubresuelos con detalles de colores pasteles en la piscina y más verdes en el resto.

Plano de paisajismo fondo

En el fondo, tracé líneas curvas para delimitar el macizo arbustivo para dar una sensación acogedora. Esta zona es menos transitada al estar cerca del dormitorio principal. Agregué Crisantemos que se aprecian desde el interior y combinan con el aroma de las Madreselvas (Lonicera japónica) en primavera y que sirven de tapiz de fondo. También le acompañan Ñipas (Escallonia illinita) y Agapantos enanos (Agapanthus afrincanus Nana).

 

Destacando vistas y ocultando otras

Los cerros precordilleranos son un punto visual interesante. Es por ello que mantuve las vistas hacia ellos y propuse especies de mediana altura para no tapar más allá de los muros, aunque existan árboles altos en casas vecinas.

Me gusta mucho incluir el paisaje de alrededores, por eso siempre aprovecho este recurso. Imaginen ver el cambio de colores de los cerros según las estaciones. Además, al ser un barrio de casas casi nada tapa los cerros.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago ANTES

En el jardín de atrás hay una vista hacia la casa vecina. Aquí es necesario incorporar un biombo vegetal, por medio de un arbusto con mayor altura. De esta manera se genera privacidad en el sector de la piscina.

A continuación pueden ver como quedó el jardín en la precordillera una vez terminado:

 

La transformación

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

En todo el perímetro dispuse arbustos medianos, bajos y cubresuelos. La idea es que cuando crezcan, formarán un fondo blando y más suave para tapar el muro de cemento gris. En esta imagen se ven las plantas trepadoras en cada pilar del muro (Madreselvas) que lo cubrirán a medida que crezcan.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Aquí se aprecia la incorporación de la palmera con una Ñipa y Madreselvas de fondo. Pennisetum y Pitosporos enanos la acompañan alrededor. Como cubresuelos, las Ajugas (Ajuga repens) funcionan muy bien porque se transforman en una verdadera alfombra vegetal.

Los Crisantemos (Chrysanthemum sp.) con sus flores aportan color en las temporadas más cálidas.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

También incorporé éste alto farol al diseño para que no queden elementos sueltos sin sentido.

Dentro de los arbustos mencionados, la Ñipa (Escallonia illinita) es una planta nativa de Chile; otras son medicinales como el Romero (Rosmarie officinalis). Ambas proporcionan alimento a insectos polinizadores como las abejas y atraen a las aves que abundan en esta zona. Es necesario considerar todo tipo de fauna, porque entre más diversidad exista, más equilibrio le devolvemos a la naturaleza.

 

Colores

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

La zona de la piscina está rodeada con cubresuelos (Iberis sempervirens) en color fucsia de diferentes tonos, para tapizar un pequeño talud en uno de sus lados. Acompañados de Ñipas y Nigricans (Pittosporum nigricans). En la esquina del fondo se ubican dos verónicas de flor morada (Hebe andersonii). Micky, la mascota de la familia, disfruta todos los rincones de este lindo jardín en la precordillera.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Me gusta el contraste formado entre el agua y los colores de los cubresuelos, le da mucho más vida al jardín. Estando dentro de la piscina se tienen vistas cercanas a estos espectaculares coloridos, para seguir disfrutando desde otra vista.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Incluí un hito visual muy atractivo que se aprecia desde el dormitorio principal. Este se conforma de Achiras (Canna indica) de hojas verde y marrón con arbustos de color plateado Senecio (Senecio maritimus).

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

También resalto el uso de piedras cerca de las plantas, porque le dan ese aire propio de cubierta rústica del entorno.

 

Estilo Chileno

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Como el diseño de la casa es de un estilo Chileno, me decidí por líneas orgánicas simples y más sobrias para no imponer sino acompañar el quincho existente que es parte del jardín. Así logre unirlos muy bien, con las circulación libre por el césped y vegetación mediana. El barril decorativo es un super buen elemento, porque funciona como mesa de apoyo y como un volumen que atrae visualmente.

 

Jardín en la precordillera por la noche

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Siempre es conveniente pensar en iluminación para el jardín por las noches. Especialmente para primavera y verano, cuando se usa el quincho o simplemente para disfrutar un momento de tranquilidad. Lo más frecuente es que por el hecho de tener iluminación den ganas de estar afuera y aprovechar mucho más el jardín, ¿no les pasa?

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Estos focos empotrados al suelo los venden en casi todas las tiendas, tienen un diseño simple que se adapta a la mayoría de los jardines.

 

Un pequeño oasis

Estanque jardín en la precordillera de Santiago

Parte del pedido era incorporar una pequeña cascada para la piscina. Pero esta tenía un desnivel hacia abajo así que era complicado. Además, sentía que la piscina estaba bien así, que incorporar la fuente en esa zona era recargarla de más. Por ello finalmente decidimos ubicarla en el antejardín, y fue todo un acierto.

El estanque lo construimos en conjunto con un maestro y quedó muy bonito. Todo bien hasta que nos dimos cuenta de que el agua se estaba desvaneciendo muy rápido. Para solucionarlo le apliqué un impermeabilizante no tóxico con el medio ambiente, el cual detuvo la filtración de agua.

Esta zona es muy especial porque se convirtió en una vista preciosa desde la cocina. Se puede acceder desde el jardín de atrás y también desde el frontis a través de la reja. Este espacio es semi-curvo, cosa que le da un movimiento sutil. La dueña tenía un papiro gigante que se asocia perfecto con este ambiente húmedo y el conjunto se ve sensacional.

 

Elección de plantas para el estanque

Estanque jardín en la precordillera de Santiago

Dentro de los cuidados especiales en este proyecto, está el de plantas acuáticas que los dueños quisieron adicionar para acentuar el aspecto de oasis. En este caso, la fuente tiene un sistema que bombea oxígeno al agua para mantenerla fresca y no se estanque. Ideal para plantas que no sean tan invasivas, de lo contrario, hay que mantenerla controlada periódicamente. Otra cosa importante es que al crecer las Calas enanas y Sheffleras, se podrán tapar las instalaciones de la bomba de agua que aparecen por detrás.

Un detalle de especies usadas en este antejardín: Gazania (Gazania hybrida), Festuca (Festuca ovina glauca) y la trepadora Madreselva (Lonicera japonica) que aporta lo vertical y en el futuro cubrirá el muro. Junto a esto, faroles chinos dan una atmósfera cálida por las noches.

En mi experiencia he visto que no es frecuente realizar este tipo de obras en los jardines. Sin embargo, en este caso fue un gran aporte tanto visual como sensorial, por el sonido del agua que es muy relajante. La fuente de agua fue hecha en obra con piedras de cantera del sector. Tiene una pequeña cascada que se puede encender y apagar con un interruptor, super fácil de usar.

 

Una solución ideal para la humedad

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Teníamos un dilema para el borde del frontis de la casa. En esta área existe una jardinera en obra ideal para arbustos, pero los dueños querían evitar la humedad en los muros. Entonces, lo mejor fue incorporar un ambiente más seco con cactus, suculentas y rocas con formas verticales. Todo esto acompañado de gravilla como cubresuelo. Con esto pudimos decir adiós a la humedad.

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

Todo este material es local, por lo tanto tiene el colorido del paisaje original, al igual que el resto de las piedras usadas. Pienso que queda muy bien porque los colores son tenues, perfecto para un jardín en la precordillera.

 

Evitando pisoteos

Diseño de un jardín en la precordillera de Santiago

La parte exterior del jardín también contaba con césped, pero estaba a mal traer ya que lo pisaban los autos. Para esta área propuse una franja de Pennisetum (Pennisetum ruppelianum) y Pitosporo enano (Pittosporum tobira nana) junto con algunas rocas. La idea era rematar el jardín con plantas y romper la monotonía del gran muro que daba un aspecto muy duro. También aproveche de detener el constante pisoteo de los autos al doblar encima del jardín en esta curva. Y bueno, entre piedras y macizo, eso ya no ocurre más.

 

¿Qué te pareció este jardín en la precordillera?

Espero que te haya gustado este proyecto tanto como a esta familia y su mascota. Si quieres saber más sobre el diseño de jardines sígueme en mis redes sociales:

¡Hasta pronto!



Volver

Fuente: http://www.elblogdeldecorador.cl